Aviones que te vuelan la peluca!

El aeropuerto “Princesa Juliana” está en Saint Marteen, en el Caribe. Es reconocido en todo el mundo porque una de sus pistas está casi sobre la playa. Cada vez que llega una aeronave -es uno de los más transitados del Caribe- los turistas saludan a los pasajeros. Inclusive, se acercan a los alambrados para sentir la fuerte ventisca de las turbinas.

Los aviones vuelan a escasos 25 metros sobre la playa (aviones de pasajeros de gran porte, incluyendo el Boeing 747, que es común en la isla) atrayendo a los aficionados de los aviones a esta costa. El gobierno local advierte que acercarse demasiado en el momento de la llegada y la salida de las aeronaves "puede dar lugar a lesiones serias o incluso la muerte" al poder ser succionado por una turbina o ser enviado hacia el mar sin poder salir. Es uno de los únicos lugares en el mundo donde se puede ver a los aviones en su despegue o aterrizaje justo debajo del mismo.

Ya que la pista de aterrizaje y despegue no cuenta con pista de rodaje, la misma tiene dos salidas para el giro de 180 grados, y la mayoría de las veces, un avión tal como el Boeing 747 o el Airbus A340, que son los más grandes que llegan a este aeropuerto, tiene que utilizar el total de la pista para su recorrido de frenado y de despegue. Tal es el caso cuando ocurre un despegue desde la cabecera de la 27, en que los aviones pasan a escasos metros de la defensa.

El fotógrafo Joseph Hoflehner le dedicó una serie en blanco y negro:





















Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario